REGULANDO_VS

REGULANDO_VS

lunes, 14 de septiembre de 2015

Valentino Rossi, más cerca de su décimo título mundial de MotoGP

Rossi, más cerca de su décimo título mundial

La singular carrera de MotoGP™ en Misano termina con el italiano 23 puntos por encima de su rival Jorge Lorenzo, a falta de cinco carreras.
El Gran Premio TIM de San Marino y de la Rivera de Rímini de MotoGP™ ha terminado teniendo una profunda influencia en el desarrollo de la temporada 2015.
Si tras la carrera de Silverstone Valentino Rossi (Movistar Yamaha MotoGP) volvía a Tavullia con una ventaja de 12 puntos sobre su compañero de equipo Jorge Lorenzo, la crónica de la carrera en Misano ha dejado esa ventaja ampliada hasta 23 puntos gracias a su quinta plaza; casi una carrera de ventaja a falta de sólo cinco para el final de la temporada.
Las particulares condiciones que se han dado en las dos últimas carreras en Silverstone y Misano le han favorecido especialmente frente a Lorenzo; y lo cierto es que también le han situado más cerca de su décimo título mundial en sentido literal, y quizá también en sentido figurado.
La caída de Lorenzo llegaba justo después de salir del pit lane por segunda vez, ya con neumáticos de seco, cuando intentaba recortar segundos a Rossi, que se había mantenido en pista una vuelta más con neumáticos de lluvia y el asfalto más seco a cada momento. Lorenzo apuraba al máximo y sufría una violenta caída que le obliga a rodar al límite en las cinco carreras que faltan para decidir el campeonato en Valencia el próximo 8 de noviembre.
Ahora, aunque Rossi haya acabado fuera del podio por primera vez esta temporada, sus incondicionales y el propio piloto sueñan ya con el ansiado décimo título mundial. Quién lo iba a decir a principio de temporada: «Este resultado es bueno para el campeonato. Quería haber hecho una mejor carrera para subir al podio, pero no he sido capaz, Desafortunadamente, Jorge ha cometido un error y se ha caído, lo que aumenta mi ventaja al frente de la clasificación. Esto es lo importante», confesaba Valentino.
Por su parte, Lorenzo ha sido víctima de la peor fortuna este fin de semana. Al igual que en la pasada ronda de Silverstone, el español de Yamaha había dominado con mano de hierro el fin de semana, siempre sobre asfalto seco. Pero como ocurriera en Gran Bretaña, el domingo el destino se ponía del lado de Rossi con la aparición de la lluvia.
Ésta era la única opción que tenía Rossi en Misano, incapaz de seguir el ritmo y la consistencia de Lorenzo y Marc Márquez (Repsol Honda Team) sobre seco. El análisis de las vueltas de cada uno entrenamientos así lo indicaban.
Sin embargo, poco antes de la salida aparecían las primeras gotas de lluvia y eso modificaba completamente el guión. Aún así, bien avanzada la carrera Lorenzo parecía mantener todo bajo control cuando la pista comenzaba a secarse, pero entonces llegaba la caída que ha complicado de forma preocupante su lucha por el título.
«En temporadas anteriores eran mis rivales por el campeonato los que se caían, pero este año el que no tiene buena suerte soy yo, pero no todo está perdido. Si a partir de ahora gano todas las carreras, podré ser campeón independientemente de lo que haga Valentino», comentaba esperanzado el español tras finalizar la carrera.
Si la lucha por el título era víctima esta tarde un impactante golpe de teatro, la lucha por la victoria en carrera resultaba igualmente rocambolesca.
La victoria era finalmente para Márquez gracias a la astucia de entrar en el pit lane el primero del grupo de Lorenzo y Rossi en busca de los neumáticos de seco para la parte final de la carrera. Para los dos pilotos de Movistar no seguir a Márquez ha condicionado que acabaran fuera del podio.
Mucho se ha hablado a lo largo de la temporada de la necesidad de Márquez recuperar terreno a sus dos rivales, aunque fuera a costa de posibles errores de estos.
Para el campeón en título el primer error de Lorenzo esta temporada ha llegado quizá demasiado tarde: «Estaba rodando detrás de las Yamaha intentando ver el estado de la pista y los neumáticos. Vi que tanto Lorenzo como Rossi los llevaban muy degradados, al tiempo que mi moto comenzaba a moverse mucho; ahí me he dado cuenta de que era hora de entrar a cambiar. Cuando volvía a salir la pista estaba seca. Era dificil distinguirlo por el color del asfalto. Nuestro objetivo era la victoria y la hemos conseguido», concluía el español.
Tras el dominio inicial de Lorenzo, Márquez y Rossi, sólo el piloto de Honda ha terminado en el podio. Los dos pilotos que ocupaban los escalones restantes se erigían este domingo, por derecho propio, en los verdaderos héroes de la carrera.
Bradley Smith (Monster Yamaha Tech 3) y Scott Redding (Estrella Galicia 0,0 Marc VDS) subían juntos al podio, algo que no ocurría desde el Gran Premio de Venezuela de 500cc en 1979 en el circuito de San Carlos, cuando Barry Sheene y el norirlandés Tom Herron terminaron primero y tercero respectivamente.
Smith hacía la apuesta más arriesgada al mantenerse en pista con neumáticos de seco cuando las condiciones eran inviables. De estar en los primeros lugares al comienzo pasaba a rodar en la posición 21, llegando a marcar tiempos muy superiores a los dos minutos.
El británico aguantaba el tipo y cuando la pista volvía a secarse comenzaba a rodar casi 10 segundos por vuelta más rápido que la cabeza de carrera, lo que finalmente le daba su primer podio de la temporada, segundo de su palmarés en MotoGP™.
«Cuando me he visto tan retrasado sólo podía pensar que en la suerte favorece a los valientes. Me lo repetía constantemente. Pensé que no les alcanzaría incluso con las dos paradas de todos. Creí que podía terminar sexto, pero entonces he visto la pizarra de ¡“P2”!  Ha sido una sensación increíble».
Si Smith terminaba el día de inmejorable forma, lo mismo se puede decir de Redding, que incluso sufría una caída durante las primeras vueltas. «No tenía nada que perder y estaba tirando al máximo desde el principio. Después me fui al suelo y volví a la pista tan rápido como pude. Después no estaba yendo bien con los neumáticos de lluvia y como volvía a no tener nada que perder entré de nuevo a cambiar. Al final ha sido muy emocionante luchar con Baz por el podio; seguí tirando y al final lo he conseguido».
Loris Baz (Forward Racing) se veía en puestos de podio en la parte final de la carrera, aunque finalmente era relegado a la cuarta plaza. Aun así, este magnífico resultado no sólo le daba la victoria en la categoría Open, sino que además le catapulta a lo alto de la clasificación con una ventaja de cinco puntos sobre Héctor Barberá (Avintia Racing), que era el líder hasta ahora.
El debutante francés se mostraba después naturalmente contento: «Ha sido una carrera de locos. Con los neumáticos lisos patinaba mucho en las primeras vueltas y creo que he sido el primero en entrar al pit lane con Aleix. La clave ha sido que también he sido de los primeros en volver a por la configuración de seco. Estoy muy feliz porque además mi equipo ha pasado por muchos problemas, esto es lo mejor que puedo darles; liderar la categoría Open».
El Campeonato del Mundo de MotoGP™ se dirige ahora al Gran Premio Movistar de Aragón, que se celebrará en la pista de MotorLand el próximo 27 de septiembre. Lorenzo venció allí el pasado año en otra caótica carrera de bandera a bandera, al tiempo que Rossi sufría una fuerte caída. ¿Qué ocurrirá en esta ocasión?
Tras la ronda aragonesa el campeonato se embarcará en tres semanas de frenética actividad con las carreras de Japón, Australia y Malasia, para disputar después la última carrera del año en Valencia. Como hasta ahora, todo puede ocurrir.
Pulsa en los siguientes enlaces para ver la clasificación completa de lacarrera de MotoGP™ en Misano, así como la clasificación provisional del campeonato
Etiquetas:
MotoGP2015GRAN PREMIO TIM DI SAN MARINO E DELLA RIVIERA DI RIMINIRACMovistar Yamaha MotoGPRepsol Honda Team

via http://www.motogp.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada