REGULANDO_VS

REGULANDO_VS

martes, 14 de enero de 2014

Loeb ponderó el Autódromo de Las Termas de Río Hondo El múltiple campeón de Rally Mundial giró ayer en el trazado con vistas a la competencia que disputará en agosto con el WTCC.

Loeb pondero el Autodromo de Las Termas de Rio Hondo

El piloto francés Sebastien Loeb mostró ayer su categoría en el circuito internacional de Las Termas de Río Hondo, al desarrollar un test de prueba para conocer la pista santiagueña, a la que volverá para el 3 de agosto cuando llegue la fecha del Campeonato Mundial de Turismo (WTCC) al comando de un Citroen. 
El destacado piloto, quien se alojó en el Hotel Amerian Carlos V, arribó al predio de Río Hondo cerca de las 8.30 para comenzar a dar vueltas en un auto especialmente acondicionado para la ocasión. 
Ya desde la salida misma del imponente hotel termense, el corredor recibió el acoso de cientos de fanáticos que se llegaron para obtener una foto y autógrafo del corredor. 
Una vez en la pista, Sebastien Loeb comenzó de menor a mayor para ir tomándole la mano al coqueto escenario de Río Hondo. El cambio de velocidad fue constante con el correr de las vueltas, para terminar girando en buenos tiempos. 
En cada aparición en escena, el piloto era coreado y saludado por los fanáticos que se llegaron hasta el predio, siendo la mayoría de Santiago capital y de La Banda, aunque también hubo personas que arribaron de Tucumán y Catamarca. 
Luego de una primera tanda de entrenamiento, el coche principal sufrió unos desperfectos por lo que debió salir a girar con un auto del Top Race del NOA de la escuela de pilotos, al que debieron adaptarle una serie de piezas como para que Loeb se sienta cómodo. 
El piloto cordobés Facundo Chapur, campeón del Turismo Nacional de la Clase 3, fue quien ofició de piloto tester para el corredor francés. 
Seguidores 
A medida que el tiempo avanzaba, eran las 15, el calor comenzó a sentirse también en la zona de boxes, en donde se montó una carpa gigante para Loeb y su equipo de colabores (mecánicos y asistentes). 
Fue en ese entonces que el múltiple campeón mundial de rally, pidió más combustible para seguir girando un poco más de lo previsto en el autódromo, sobre todo teniendo en cuenta que sufrió dos veces percances con el coche principal. 
A todo ello, el reloj marcaba las 16, y fue en ese instante cuando Loeb dejó de girar para dar por concluida la extenuante prueba, y conocer a fondo la pista santiagueña. 
La prensa escrita, radial y televisiva esperó pacientemente por el arribo de Sebastien Loeb al Museo, que se produjo cerca de las 17, a donde el corredor tuvo un pequeño contacto debido a que tenía que partir hacia Salta. 
En su recorrida al Museo, el piloto quedó maravillado con la obra y con las máquinas y motos que se encuentran en el lugar. 
También agradeció a los santiagueños por la hospitalidad y dijo que espera volver al circuito ya para correr la carrera del WTCC junto al argentino “Pechito” López, quien será su compañero de equipo.

VIA http://www.elliberal.com.ar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada